jueves, abril 14, 2016

viernes, enero 15, 2016

POR WILSON - LA MANO EN EL FUEGO


Juan Raúl 
Estimado Amigo y Compañero de tanta cosa vivida.
Tu sabes bien que dentro de los miles y miles de Wilsonistas yo fui un afortunado al ser elegido para trabajar junto a el y llegar a alcanzar su aprecio y afecto como para otros lectores se muestra en la dedicatoria que me hace en su primer libro, cuando entre otras cosas dice:
"fue y es amigo leal y compañero ejemplar de todas las horas"

Con tu viejo compartí muchas horas de carretera y quien lo conoce sabe que eso es sinónimo de muchas horas de charla.
Wilson siempre habló conmigo a calzón quitado incluso cuando en plena crisis por las primeras citaciones a militares, se estaba estudiando una salida. 
Por esto y por todo lo discutido con el antes de su retorno me siento autorizado a decir que CUALQUIER INTENCIÓN DE ENSUCIAR A WILSON LA REPUDIO CON TODAS MIS FUERZAS CON CONOCIMIENTO DE CAUSA
Víctor Urrutia

viernes, enero 08, 2016

el "LOCO" ABREU y "EL CLÁSICO DEL SUSTO" - (01/06/03)



Una parte de la gran hinchada de Nacional se movilizó para juntar grandes cantidades de papel higiénico para hacerle honor al campeonato que ya fue denominado el "CAMPEONATO DEL SUSTO". Se fueron recolectando de varios lugares cantidades de este útil elemento, incluso hinchas del exterior quisieron estar presentes y colaboraron de la mejor forma. La ocasión era la ideal, este era el "CLÁSICO DEL SUSTO" y la gente así lo vivió...como una fiesta. Obviamente y aunque muchos medios de prensa hayan tratado de hacerlo pasar inadvertido. Los más de 2000 rollos de PAPEL HIGIÉNICO fueron lanzados cuando nuestro tradicional rival salió al campo de juego. Esta denominación surge el día 2 de abril del año 2003, día en que Sebastián Abreu pide pase en la Asociación Uruguaya de Fútbol, proveniente del Cruz Azul mexicano. Desde ese día y a lo largo de todo el campeonato el tradicional adversario intento por medios judiciales y administrativos la inhabilitación de la transferencia del "Loco". La lucha fue constante y se convirtió en una especie de persecución sin precedentes en la rica historia del fútbol uruguayo. Audiencias, tribunal de fallos, permisos laborales, justicia ordinaria eran los términos utilizados en todos los programas deportivos y diarios del Uruguay. Hasta que llego el día del clásico, dos goles de gran factura técnica, una asistencia para el gol de Horacio Peralta, efusivos festejos con dedicatorias muy particulares y una contundente victoria 3 a 1, sentenciaron el "Campeonato del Susto".

La salida del "Loco" a los 88 minutos de juego fue el broche de oro para la tarde-noche del clásico. Una memorable ovación le tributó la hinchada que veía como su ídolo caminaba en dirección al banco de suplentes previo paso por el palco de autoridades. En ese palco se encontraban entre otros todos los dirigentes que intentaron su inhabilitación, el contundente gesto hacia los que se "dedicaban a firmar papeles" y "a presentar peticiones de inhabilitación" fue más claro que cualquier palabra. Sebastián Abreu terminó el campeonato con 8 goles en 7 partidos y el Campeonato Apertura 2003 en el "bolsillo".